Galería de juguetes estúpidos

¿No
estás harto de los anuncios de Action Man?
¿Te resultan insoportables los juegos tipo Scatergories
o Taboo? ¿Crees que los clicks de playmobil
son aburridos, porque son todos iguales? Si piensas de
esta manera, es porque todavía no conoces nuestra
galería de Stupid Toys, una colección absurda
de muñecos, accesorios, objetos, de gusto más
que dudoso, que parecen ideados por un creativo argentino
de Antena 3 en ácido. Desconocemos el éxito
de tales propuestas, e incluso ignoramos el precio de
algunos de estos objetos. Sin embargo, sabemos que, a
pesar de lo delirantes, te encantarán. Yo al menos
ya estoy ahorrando para pillármelos.

¡¡¡FIGURAS
ARTICULADAS DE LA BIBLIA!!!

El
sueño de Tod y Rod Flanders. La alternativa
cristiana y positiva de los diabólicos Masters
del Universo
. Están todos: Jesucristo,
María, Moisés, el santo Job…
Se trata de muñecos realizados con todo lujo de
detalles, con los que podrás recrear tus pasajes
favoritos: el sermón de la montaña, el éxodo,
el libro de Job, ¡¡¡Horas infinitas
de diversión!!! Incluso los infieles pueden disfrutarlo,
bien recreando la película “Los Diez Mandamientos”,
bien celebrando un combate mundial de los pesos pesados
entre HE-MAN contra GOLIATH. Para aprender
jugando, y dar alegrías al Señor.

¡¡¡EL
MONOPOLY DE ELVIS PRESLEY!!!

¡¡¡Gran
idea!!!! En este caso se unen dos clásicos norteamericanos
de toda la vida: el juego de mesa por excelencia y el
rey del rock and roll. Da un morbo tremendo ir a conciertos
en las Vegas de Elvis, visitar GRACELAND
(eso sí, te cobran 400 dólares, como ven,
un juego realista), y contestar a preguntas relacionadas
con el cantante de las patillas. Se trata del Monopoly
más estúpido, seguido de cerca del de POKEMÓN,
o el de COCA-COLA. De acuerdo, el de Pikachu es
aún más estúpido, pero sentirte por
unas horas el rey del rock, derrochando Elvis dollars
a diestro y siniestro, no tiene precio… Como diría
el Rey, con este monopoly, “taking care of bussiness”…

¡¡¡PRESENTAMOS
EL GENUINO AIRZOOKA!!!

Un
arma de incalculable poder destructor, provisto de la
tecnología más avanzada, que hará
las delicias de los niños más agresivos.
Como su propio nombre indica, el extraño artefacto
lanza peligrosas descargas de aire accionadas al tensar
la bolsa interior del instrumento. El gran riesgo de este
juguete es que, colocado en vertical, tu madre lo confunda
con el cubo de la basura. ¡¡¡Airea a
tus enemigos, que prueben la fuerza de tu Airzooka!!!

¡Mira
como crece LA CRESTA DE MISTER T!

A
los hombres no nos gustan las plantas, salvo, quizá,
la de La tienda de los horrores. No las cuidamos,
no las ponemos al sol y se nos olvida regarlas. Todo esto
cambiaría si vinieran dentro de artilugios como
este. Una reproducción de la cabeza de Mister T
en cuyo interior se esconden las semillas de unas plantas
que crecen POR SU CABEZA, simulando su cresta. Al ir creciendo
su mohawk podemos ir cortándolas, dejando su longitud
a nuestra elección. Ideal para sacar el jardinero
/ peluquero que todos llevamos dentro. A ver si sacan
lo mismo pero con un Mullet.

¡¡¡EL
SACAPUNTAS ZOMBIE!!!

¿Quién
no ha soñado alguna vez con disponer de una cabeza
de muñeca muerta para afilar un lápiz? Pues
bien, los americanos lo han logrado. De gran elegancia,
y muy práctico, este invento permite no sólo
mantener todos tus lápices afilados, sino sobre
todo hacer del rutinario acto de sacar punta todo un rito.
Lo que no he comprobado (sería tal vez demasiado
pedir) es si los dos ojos sirven de sacapuntas, o si la
viruta (¿viruta viruetil?) le sale por la boca.
En cualquier caso, una muestra de la unión entre
creatividad y buen gusto.

¡¡¡EL
CONTESTADOR DE LA NAVE REAL DE NABOO!!!

Olvida
la típica maquinita impersonal para recoger llamadas,
con sus minicintas y sus lucecitas. Ya no se trata de
personalizar sólo el mensaje de bienvenida, sino
el propio contestador. En este caso se trata de la nave
real de Naboo de Episodio I. El aparato cuenta con catorce
minutos de memoria, 30 segundos de mensaje, con la posibilidad
de escoger entre ¡¡¡tres frases de la
película Episodio I!!! Imprescindible, tus amigos
fliparán cuando los llames. Claro que, tendrán
que ir a tu casa para verlo. ¿El invento definitivo?

¡LA
TERRORÍFICA MONJZILLA!

¿Qué
da más miedo que una mona? Una película
de monjas. ¿Y que esto último? Pues una
monja cabreada del infierno. Y esto, precisamente, es
nuestra propuesta para todas aquellas que hayáis
tenido que ir a un colegio regentado por estos particulares
seres. Recuerda tu infancia en las franciscanas con este
divertidísimo muñeco que echa chispas por
la boca, como las de verdad. Propulsado por un avanzadísimo
sistema de engranajes (léase “por cuerda”),
esta monja tiene más mala leche que el malo de
Karate Kid III y amenaza con destruir a la humanidad
en una rabieta. ¡Me lo pido!

¡¡¡DARTH
VADER DRUOGO!!!

Seguimos
con el fanatismo de Star Wars, en este caso, de
la trilogía original. Pero olvídaos del
muñeco de Darth Vader Potato, que ese ya
lo habéis visto todos. Son muchas las versiones
y muñecos que se han creado sobre la serie, pero
ninguno tan estúpido como este Darth Vader
disfrazado de dogo, es decir, de los tipos que acompañaban
a Alex a patear ancianos en “La naranja
mecánica
” de Stanley Kubrick. Con
un gris plateado que más bien parece desteñido
y una porra (¿?), más que miedo da un poco
de mal rollo. Parece que va a decir: “Alex, yo soy
tu padre”. Imaginamos que no es obra de George
Lucas
, aunque nunca se sabe…

¡¡¡CABEZA
GOLPEADORA DE SPIDERMAN!!!

Un
Spiderman cabezón, pintado a mano, y hecho de una
especie de cerámica (salvo la cabeza, imaginamos)
que sirve para humillar al amigo y vecino Peter Parker.
No es una metáfora de los problemas existenciales
del trepamuros, sino más bien el producto de una
mente calenturienta americana. Ideal para los que tienen
complejo de cabezones: “Quizá yo también
algún día sea capaz de luchar contra el
mal, al menos el volumen de la cabeza ya lo tengo”.
Viru tiene una de Megatron que luce orgulloso en
la redacción de esta santa casa.

¡¡¡FIGURA
ARTICULADA DE SIGMUND FREUD!!!

Si
ha habido Madelmans, Geypermans, Clicks, Argamboys,
G.I. Joe, Cops
(una copia barata de los G.I. Joe),
Masters del Universo, muñecos de Spawn,
etc, es lógico que se crearan figuras articuladas
basadas en personajes históricos, como este Freud
o el muñeco de Benjamin Franklin. Igual
en una pelea cuerpo a cuerpo no tiene mucho que hacer
con un Master, pero no subestimemos la capacidad para
traumatizar del viejo Sigmund. Imaginaos a Skeletor
con complejo de Edipo, o a He-man obsesionado
con la forma fálica de su espada. ¡¡¡Ni
Orko sabría como hacerle frente!!!


¡¡¡EL ABRECARTAS DE LOBEZNO!!!!

Ya
no tendrás que utilizar un cutre-dedo para abrir
tus cartas, ni valerte de la oxidada daga de tu abuelo.
Ahora cuentas con la garra de Logan para tal menester.
Eso sí, no tenemos ni idea de cómo puede
quedar la carta una vez abierta con semejante procedimiento,
aunque eso es lo de menos. Algunos piensan que se trata
de la garra de Freddie Krueger, pero no, aquellas eran
más “fashion”. Si eres de los que tienes
pocos amigos y no recibes cartas, te puede servir para
rascarte la espalda… con cuidado.


¡¡¡EL INCREÍBLE ZERO BLASTER!!!

La
teoría de este artilugio viene a decir que la gente
fuma porque le gusta hacer anillos de humo. Pues bien,
con esta increíble pistola, ese sueño está
resuelto, ¡¡¡y sin contaminar nuestros
pulmones!!! Un juguete políticamente correcto,
porque como dice el inventor, no se trata de humo, sino
de “anillos de niebla”, pues no son tóxicos,
la niebla está hecha de agua. Y no sólo
eso, sino que es regulable el tamaño de los anillos,
así como la velocidad de los mismos. El juguete
ecológico definitivo. ¡¡¡Horas
infinitas de diversión!!!!

Sabemos
que hay miles y miles de artículos semejantes,
con licencias chorras o de concepción peregrina,
pero ante la imposibilidad de repasarlos todos, les traemos
nuestra particular selección. Con esto terminamos
nuestro repaso absurdo de hoy. La alternativa al ajedrez
y al juego de la Oca, señores.

10 thoughts on “Galería de juguetes estúpidos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *